Poesía

O saltas en el momento o te empuja el tiempo

Recorrimos las venas, limpiamos la sangre estancada,

las horas y la piel muertas enterradas con un puñado de tierra.

Los pies confundidos volvieron locos a la locura;

Caminamos sobre el agua,

bailamos con las ganas y el miedo,

nos bebimos el veneno y tragamos las cadenas

saltando sobre el pasado.

Tejimos nuestra piel, con piel y me cerró los ojos.

Le lamí las heridas.

Cerré sus ojos.

Secó mis heridas.

Nos miramos en un espejo:

un abismo que cuenta horas infinitas;

un reloj agrietado por el tiempo.

Patricia Castillo
@poetisaenredada

Related Posts

Deja una respuesta